Home // relatos // Tu inicio de historia // Tu inicio de historia-> 4ª

Tu inicio de historia-> 4ª

___________________
Hace mucho frío fuera. El hielo y la nieve te devuelven inmediatamente a la realidad del invierno mesetario. El techo de paja apenas es capaz de mantener el calor del hogar. El oppidum parece un fantasma rodeado de sí mismo y envuelto en nieve. Cae la tarde y se acerca el momento. Abajo, en la pequeña bodega se halla el brebaje que fermentó hace dos días. Llega Retógenes, el jefe del poblado y Aracos, mi fiel amigo. Juntos interpretaremos danzas y cantos hasta la plenitud de la luna compartiendo la bebida mágica. Es entonces cuando se unirán los jóvenes para escuchar los relatos de batallas y guerras, escenas de caza y proyectos para la inminente primavera… (Caelio)

Mañana todo quedará lejos, las mujeres se volverán a quedar a cargo de los mas jóvenes, serán ellas las que trabajen la tierra y este será buen año de cosecha; todavía no me acostumbro a estar durante tanto tiempo en el mismo lugar. Los hombres deberán volver a la guerra contra los romanos que en sus últimas incursiones acabaron con la vida de cientos de personas, incluso se han atrevido a cortar las manos a todos los varones en edad de sostener falcata y caetra. Muchos de los jóvenes que mañana marcharán ya no volverán y puede que los que aquí nos quedamos terminemos como esclavos de este devastador imperio que ahora pisotea nuestras tierras. El monte es nuestra única opción, el atacar en reducidos grupos… ahh si yo pudiera, ojalá tuviese diez años menos, pero no es el caso, mi sitio es este, debo enseñar lo aprendido si esté maldito frío no me termina de romper los huesos.

¿Que historias querrán oir hoy?, las de nuestras victorias, las de las últimas derrotas… deberíamos estar unidos todos los pueblos, cada uno por nuestro lado no conseguiremos nada.

Ahh menos mal el primer trago de caelia, lo necesitaba, esto calentará mi estómago

___________________

Bueno y con este relato, el más difícil para mi ) tras varias intentonas he dejado la menos mala( , pues no sabía como continuarlo, termina la primera tanda de Tu inicio de historia. Espero no haber destrozado mucho la entrada que tan bien escribió el celtíbero que falcata en mano )a este todavía no se la ha cortado el imperio( sigue paseándose por su calle 3 en actitud desafiante y guerrera.

Posted in Tu inicio de historia and tagged as , , ,

5 Comentarios

  • blogochentaburgos

    2008/02/08 at 12:40

    centenares de nobles íberos entre las acículas del Gran Cimujo

  • jaja, gracias por tu comentario. Nos vemos hace 20 años 😉

  • qué bueno, Cimu. Aunque te haya resultado difícil, has unido Historia con ficción. Al igual que en muchas novelas históricas no logras separar los datos histórico de los ficticios. Por ello evito empaparme de novela histórica y leo Historia, a secas.

    Retógenes fue un jefe numantino, el único que escapó al cerco de Escipión aprovechando una nevada y logró reunir un diminuto ejército para rescatar a su pueblo. La venganza del Imperio fue terrible sobre los pueblos de alrededor. Cierto, según los escritos latinos fueron mutilados los jóvenes.

    Enhorabuena, Cimu. Me ha gustado este pseudo-meme que has creado.

  • Celebro que te haya gustado, sobre todo el formato, si hay una futura reedición, se mejorará todo.

    Un saludo 😉

  • Salud, camaradas. Asomo el morro tras una época de mucho facer e poco folgar para aportar una referencia musical que igual no es tan conocida. El grupo El Espíritu de Lúgubre, tiene una bonita canción llamada Celtiberia que trata precisamente de lo que aquí se ha hablado: Celtiberia, Letra y mp3

    ¿Casualidad? ¿Sentimiento colectivo? …

    Hasta la próxima…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Para continuar usando este sitio, debes estar de acuerdo en el uso de cookies. mas información

La configuración de cookies en este sitio web está pensada para permitir cookies y así darle la mejor experiencia de navegación posible. Si usted continúa utilizando este sitio web cambie la configuración de cookies (si no desea que se usen) o haga clic en "Aceptar".

Cerrar